Hoy me permito un homenaje a mi padre, que como tantos jóvenes madrileños de entonces, él tenía 20 años, buscaron donde pudieron un fusil (él tuvo que esperar a que cayera un compañero para coger el suyo) para defender al Gobierno legítimo de la segunda República frente a los militares golpistas. Salud, papá, a ti,22eba4_94be431fe72f432d81f5aa5c37f50914 a mi padrino y a tantos otros héroes anónimos que fuisteis capaces de derrotar aquel 18 de julio del 36 a un ejercito profesional, solo con coraje y sentido de lo que era justo, casi sin armas y sin la más mínima preparación militar. Por tu rehabilitación y por tu recuerdo y por los de tantos como tú: ¡¡¡Viva la República!!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.