Archivo de la categoría: “Historias” familiares

Hoy mi hijo cumple 40 años

Efectivamente, el 23 de julio de 1975 nació mi hijo. Yo siempre he dicho que justo para empezar a vivir cuando se acababa la vergonzosa dictadura a la que estuvimos sometidos precisamente durante 40 años.

Recuerdo que pocos meses más tarde, un año quizás, pude ver una película de Alain Tanner titulada “Jonás que cumplirá 25 años en el año 2000”, una película muy significativa para la época y en la que encontré muchas cosas comunes con mi propia vida.

Seguir leyendo Hoy mi hijo cumple 40 años

En este 18 de julio del 2015

Hoy me permito un homenaje a mi padre, que como tantos jóvenes madrileños de entonces, él tenía 20 años, buscaron donde pudieron un fusil (él tuvo que esperar a que cayera un compañero para coger el suyo) para defender al Gobierno legítimo de la segunda República frente a los militares golpistas. Salud, papá, a ti,22eba4_94be431fe72f432d81f5aa5c37f50914 a mi padrino y a tantos otros héroes anónimos que fuisteis capaces de derrotar aquel 18 de julio del 36 a un ejercito profesional, solo con coraje y sentido de lo que era justo, casi sin armas y sin la más mínima preparación militar. Por tu rehabilitación y por tu recuerdo y por los de tantos como tú: ¡¡¡Viva la República!!!

Historias de un pobre “Chato”

Mi madre nació en 1920 y era la segunda de un “pelotón” de siete hermanos de los cuales solo ella y la pequeña eran chicas. De todos hay cosas interesantes que contar, aunque no todas muy “ejemplares”, como es lógico, pero sin duda el que tuvo una vida más aventurera y una personalidad más fascinante fue mi tío “Chato”.

Antolín nació en 1926 y era el quinto de los hermanos. El apodo le cayó encima por

Seguir leyendo Historias de un pobre “Chato”

Mi padre y Barcelona

Mi padre, a pesar de haber nacido en Barcelona durante una estancia corta de mis abuelos, ya que Europa sufría la Primera Guerra Mundial y la burguesía catalana aprovechaba para desarrollar con rapidez la industria local, con lo que abundaba el 

DSC_0002

trabajo, era más castizo que la Cuesta de la Vega, como él mismo aseguraba. De hecho, cuando estaba alegre y le salía su lado bromista, lo cual no se daba muy a menudo, desde luego, parecía que se había escapado de un sainete madrileño de los que dieron origen a algunas zarzuelas famosas.

No obstante, siempre mantuvo una cierta “fidelidad” hacia su lugar de nacimiento y, con frecuencia, defendía a Barcelona frente Seguir leyendo Mi padre y Barcelona

Joaquín y Antonia

A Antonia le gustaba mucho bailar. A Joaquín también, aunque siempre protestaba, como por casi todo. La foto no es de ese día, pero recuerdo que volviendo de una “gira” de las que hacíamos los vecinos del barrio en verano, gracias a una pequeñísima cuota semanal durante el año (tres o cuatro excursiones de un día, no daba para más), pasábamos por el pueblo de Guadarrama y ella vio que había baile en

Seguir leyendo Joaquín y Antonia